Seleccionar página

Si tienes planes para viajar esta temporada de vacaciones, ciertamente no estás solo. De hecho, millones de personas tienden a viajar durante las vacaciones de cada año, muchos de ellos para pasar tiempo con sus familias, amigos y seres queridos. Sin embargo, si tienes que viajar una distancia considerable y tienes miedo a volar, la inminente temporada de viajes de vacaciones puede hacer que te sientas un poco incómodo. Afortunadamente, hay algunos consejos y trucos simples que puedes seguir para reducir tu ansiedad y calmar tus temores de volar, independientemente de si ha volado en el pasado o si es tu primer viaje.

Reserva un Asiento de Pasillo

¿La idea de mirar por la ventana a 35,000 pies en las nubes te marea? De ser así, reserva un asiento en el pasillo, lo que te facilitará evitar cualquier mirada furtiva por la ventana durante tu vuelo. Los asientos de pasillo también pueden ayudar a calmar los nervios al hacer que sea más fácil para ti levantarte y moverte por el avión cuando sea necesario. Además, evitarás la claustrofobia de estar “atrapado” en un asiento del medio o de una ventana.

Lleva algunas distracciones

En tu equipaje de mano, considera empacar algo que te ayude a distraerte y a olvidarte del vuelo. Un par de auriculares con cancelación de ruido y la música en tu dispositivo inteligente, por ejemplo, pueden distraer tu mente de los aspectos de vuelo que te pueden causar angustia. Si tu avión tiene acceso a Internet, es posible que desees traer una tableta o computadora portátil para que puedas ser productivo durante el vuelo (o al menos ver tus shows favoritos hasta aterrizar).

Evita la cafeína y el alcohol

Si bien puedes pensar que una bebida fuerte o una taza de café te ayudará a suavizar el efecto, ten en cuenta que la cafeína y el alcohol en realidad pueden tener el efecto opuesto en algunas situaciones, lo que te hará sentir aún más nervioso y ansioso. Por lo general, es mejor evitar estos al volar, especialmente si tienes miedo de estar en un avión. Mas bien hidrátate para así mantener tu energía a la hora de aterrizar.

Practica ejercicios de respiración

Antes de tu viaje, tómate un tiempo para aprender algunos ejercicios de respiración y meditación guiada. Para ello existen aplicaciones que puedes bajar en tu teléfono. Practica estos en casa para que puedas utilizarlos en tu vuelo si es necesario. Los ejercicios de respiración pueden ser especialmente útiles cuando se trata de ansiedad o miedo. Específicamente, el ejercicio de respiración “4-4-4-” es efectivo y fácil de recordar. Simplemente concéntrate en respirar durante cuatro segundos, sosteniéndolo durante cuatro segundos y exhalando lentamente durante otros cuatro segundos. Repite hasta que te sientas tranquilo y mas relajado.

Consulta con un profesional

Si has tomado medidas para prepararte y todavía te sientes extremadamente nervioso o ansioso por tu próximo vuelo, es posible que desees considerar consultar con un profesional, como tu médico o incluso un terapeuta. Existen medicamentos contra la ansiedad que se pueden recetar para ayudarte a relajarte durante tus próximos viajes. Otra opción sería obtener un récipe para una pastilla de dormir, que debería ayudarte a dormir en paz durante la mayor parte de tu vuelo.

No es raro tener miedo a volar; sin embargo, es importante recordar que el transporte aéreo es en realidad una de las formas más seguras de viajar. Siguiendo estos consejos, con suerte puedes relajarte, superar tu ansiedad y disfrutar de tus vacaciones.